Problemática interna en Secundaria Técnica Número 11

Francisco V.- Personal de la Escuela Secundaria Técnica Número 11, que pidió guardáramos sus generales en el anonimato por temor a represalias, reconoció que debido a los problemas que envuelven a esa institución “ha bajado la población escolar”.
Aseguran que el Director, solamente asiste dos o tres días a la semana, pues padece una enfermedad que le genera sueño.
Agregaron los quejosos, que también se requiere una auditoría de los gastos que se realizan, pues consideran costosa la colocación de protecciones a los salones, al utilizarse material de baja calidad, mientras el costo oscilará cerca de los 100 mil pesos.
Otra cosa que pidieron auditar, es el pago que realizan los alumnos diariamente por el trasporte escolar.
Se asegura que no existen ganancias, pero persisten sospechas sobre malos manejos de lo que se recauda.
Expresaron que lo mismo ocurre con lo que se reúne del pozo de agua potable.
Personal pidió que el Secretario de Educación Juan Antonio Martínez Martínez y el Secretario General de la sección 26, tomen cartas en el asunto antes que la secundaria técnica “se quede sin alumnos”.
Acusaron a la autoridad educativa, de pretender quedarse con la clave de una ex compañera de esa institución que fungía como Contralora, pero obtuvo una plaza a nivel primaria e interpuso un permiso por “artículo 54”, mediante el cual gozará de una ausencia sin goce de sueldo, para ver si se adapta a su nuevo nombramiento.
El Director de la Técnica no desea autorizar dicho permiso, y pretende levantarle a la maestra un acta por abandono de trabajo.
“De realizarse la operación, la clave de la maestra podría otorgarse a otra persona”, es lo que consideran los denunciantes.
A la salida de la Contralora, el Director se quedó con los documentos de las cuentas bancarias que posee la secundaria.
Los quejosos que provecharon este medio para denunciar la situación, esperan que el Secretario de Educación tome cartas en el asunto.

Prohibida la reproducción total o parcial del contenido sin el consentimiento expreso de la dirección.