Press "Enter" to skip to content

Esperan que alcalde electo acabe con pirataje

  • Algunas 40 unidades irregulares cuentan con el amparo antorchista

BETO GUERRERO.- Transportistas públicos esperan que el gobierno de Ismael Vázquez ponga orden al pirataje tolerado en el Nuevo Villa Hidalgo impuesto por antorchistas.

Denunciantes dijeron que existen algunas 40 unidades que se adueñaron de un tramo junto a la plaza principal, donde ni siquiera dejan estacionarse a los ciudadanos.

Entrevistados que pidieron guardáramos sus nombres en el anonimato para no echarse malas, reconocen que los piratas no pagan nada, y les quitan clientes a quienes están al corriente con la Secretaría de Comunicaciones y Transportes, pues también pagan Hacienda, seguro contra accidente, licencia, gafete, placas y engomado, mientras los otros, dijo un chofer de vehículo de carga liviana, “pagan pura madre, para ellos todo lo que escurre es miel”.

El denunciante explicó que el transporte irregular “cobra más caro y hasta tienen suerte porque la gente los sigue ocupando”, y aunque durante años los que trabajan de forma legal han pedido solución al gobierno, “le tiene miedo a los antorchos, porque esos todo lo arreglan con marchas y plantones y las autoridades no quieren broncas”.

Por fortuna, dijo el conductor, “ya viene un cambio, un gobierno diferente que a lo mejor los echa a la fregada”.

Al respecto, el alcalde electo Ismael Vázquez informó que sostuvo reunión con prestadores de servicio de transporte informal, quienes expusieron preocupaciones relativas a su derecho al trabajo.

Comments are closed.